*Mantener la cabeza erguida.

*Evitar el consumo de bebidas o alimentos calientes, fríos y dulces.

*Enfriar el hinchazón por la parte externa de la mejilla.

*Hacer deporte, ya que conseguiremos liberar endorfinas, que hacen la función de calmante natural.

*Uso de hilo dental para mantener la pieza dental limpia.

*Acudir al odontólogo puesto que estamos ante la única solución eficaz y definitiva para acabar con el dolor dental.